El precio y el peso de las decisiones

Durante años busque lo mismo, bien o mal, aquí o allá, la búsqueda, con estas letras como testigo, fue similar, una respuesta a una pregunta que no entendía ni siquiera como formular correctamente.

Después algo cambió, y me di cuenta que la respuesta estaba principalmente en mi interior, era un deuda interna la que me llevaba a creer que el mundo me debía algo, y cuando pude solucionar eso, lo otro también se solucionó.

Ahora, con estos dos aspectos de mi vida solucionado, y muchos flecos colgando de mi alma, decidí desarmar lo armado.

Por qué? Aún ni yo estoy seguro. Se que el horizonte es el próximo destino, pero también se que esta vez el horizonte empieza en deuda, porque, como antes, no huyo de nada, pero en esta ocasión si voy a dejar algo atrás, eso que siempre busqué esta acá, y yo elijo arriesgar lo que siempre quise por una raya que divide la tierra del cielo.

Muy en lo profundo de mi ser entiendo que es la decisión que debía tomar, aunque aún se sienta muy amarga e incorrecta. Estoy buscando nuevos caminos en la vida, aunque sepa que voy a mirar atrás y todo el tiempo pensar que ya encontré lo que buscaba, ya se donde esta, y debería tratar de comprender porque el aeropuerto es la mejor opción.

Quizás fue solamente otro golpe bajo de la vida, que me da una flor con espinas, que me da una sonrisa y me la quita, que me da un cerebro y éste no para de girar.

Otra vez volvemos a escribir sin sentido. Cómo dice la canción: “Yo no buscaba nada y te vi”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s